CAMINA

¿Sabes lo bonito que es caminar?.

Caminar se convierte en una acción necesaria para seguir los pasos que tu corazón y alma te hayan dictado, o -¿por qué no?- los que tú hayas elegido.

Qué hermoso es caminar con sentido, sabiendo que eso es lo único que has de hacer para darle sentido a todos los pasos anteriores.

Pero, si te das cuenta, empezaste a caminar en el mismo momento en que decidiste PARAR. ¡Qué paradójico! ¿verdad?

El universo, la vida, tu madre… -o como tú lo quieras llamar- te está ofreciendo una vida. Tú le pones a tu vida tus creencias, limitaciones, filosofías… Pero, tal vez, el regalo del VIVIR en sí, sea tan solo ser consciente de tu vida: respirarla, sentirla y, en definitiva, experimentarla en todo su esplendor.

CAMINA

CAMINA ¿Sabes lo bonito que es caminar?.

Caminar se convierte en una acción necesaria para seguir los pasos que tu corazón y alma te hayan dictado o, porque no, los que tú hayas elegido.

Que hermoso es caminar con sentido, sabiendo que solo eso has de hacer para darle sentido a todos los pasos anteriores, pero si te das cuenta, empezaste a caminar en el mismo momento que decidiste PARAR. ¡Qué paradójico! ¿verdad?

El universo, la vida, tu madre… o como tú lo quieras llamar, te está ofreciendo una vida. Dentro de tu vida tú le pones tus creencias, limitaciones, filosofías… pero, tal vez, el regalo del VIVIR en sí, sea tan solo respirarla, sentirla y experimentarla en todo su esplendor.

Esta web utiliza cookies propias y de terceros para su correcto funcionamiento y para fines analíticos y para mostrarte publicidad relacionada con sus preferencias en base a un perfil elaborado a partir de tus hábitos de navegación. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Más información
Privacidad